Conferencias   Discursos   Folletos   Historia   Libros   Periodismo   Política    Prólogos   Tauromaquia

 

Logo Fundación Casa Mocotíes

 

 


 

ESTATUTOS DE LA FUNDACION CASA MOCOTIES  (FCM)

  

La Fundación Casa Mocotíes (FCM) es una  Organización No Gubernamental (ONG),  desvinculada  de las instituciones de política partidista,  no alineada con credos religiosos y sin fines de lucro, cuyo  objetivo general es la promoción  de acciones y actividades que permitan fomentar los valores, principios, tradiciones, recursos humanos y materiales, y  los proyectos de la   cultura andina  venezolana establecida  en el  Valle del Mocotíes, en procura de alcanzar la plena integración con los planes nacionales  de desarrollo, el equilibrio ecológico, la igualdad y la paz, buscando una mayor calidad de vida para todos los ciudadanos de esa  región geográfica, por lo cual sujetará su desempeño  a las normas  de la Constitución  de la República Bolivariana de Venezuela, los acuerdos  y tratados internacionales y las leyes  y reglamentos vigentes.

Su domicilio principal es la ciudad de Caracas, Distrito Capital,  Venezuela, pero la importancia de sus objetivos le  permitirá establecer sedes,  sucursales, agencias, corresponsalías o contrapartes, en cualquier lugar  de la República Bolivariana de  Venezuela o  en ciudades  de América Latina.

Los estatutos han sido redactados de manera amplia para que igualmente sirvan como  Acta  Constitutiva y permitan el desarrollo  de su  vida institucional  en consonancia con los propósitos que se ha impuesto.

 

CLAUSULA PRIMERA.-  Objeto, motivo y razón.

La Fundación Casa Mocotíes (FCM)  tiene por objeto, motivo y razón  integrar voluntades humanas, hombres y mujeres, para impulsar ideas, iniciativas, propuestas y proyectos que permitan  avanzar en los propósitos  de la integración afectiva y cultural del  Valle del Mocotíes con los  Estados  de la  República Bolivariana de  Venezuela  y con  instituciones de  América,  mediante acciones concertadas, acuerdos, convenios, mancomunidades institucionales, etc., que  faciliten los propósitos comunes.

En ese sentido, promoverá  la integración social, cultural, deportiva, académica  y económica,  mediante el estímulo a las instituciones ya existentes y a través de la elaboración  de proyectos que impulsen desarrollos científicos, técnicos,  educativos, culturales, historiográficos, deportivos, sociales, ecológicos, urbanísticos, viviendísticos, asistenciales, turísticos y otros.

Igualmente buscará acrecentar las relaciones entre instituciones, clubes, ligas o grupos establecidos en Venezuela y enfocados hacia la zona del Valle del Mocotíes, a objeto de elevar los niveles de relaciones y la identificación de objetivos comunes que incidan positivamente en el desarrollo socio - humano.

 

CLAUSULA SEGUNDA.- Relaciones con Gobernaciones,  Alcaldías,  Juntas  Parroquiales, Embajadas y organismos.

En la búsqueda de sus objetivos, la Fundación Casa Mocotíes (FCM) mantendrá relaciones respetuosas y cordiales con la Gobernación del Estado Mérida, con las Gobernaciones  de  Venezuela, con las  Alcaldías del Valle del  Mocotíes, Estado Mérida,  con las  Alcaldías de  Venezuela, con las  Juntas  Parroquiales  del Estado Mérida,  con las Embajadas de los países de  América, con la  Delegación de la Organización de los  Estados  Americanos (OEA), con organismos internacionales y multinacionales, a objeto de crear un intercambio de informaciones y opciones  que permita  expandir su contenido a los sectores interesados, especialmente en las áreas de financiamiento de proyectos, cursos, invitaciones, estudios superiores y cualquier otra jornada beneficiosa para los habitantes del  Valle del Mocotíes.

 

CLAUSULA TERCERA.- Duración

La Fundación Casa  Mocotíes (FCM) tendrá una duración de veinte años, pudiendo ser prorrogado su funcionamiento por un período similar más,  en atención  a que sus objetivos no hayan sido plenamente cumplidos.

En todo caso, corresponderá  a la  Junta Directiva  tomar las previsiones correspondientes, sujetándose, en todo momento, a la legislación aplicable, y en beneficio de los altos propósitos que le inspiran.

 

CLAUSULA CUARTA.- Junta Directiva

La Junta  Directiva ejercerá sus funciones por períodos de cuatro años, iniciados el primero de enero de cada año y concluidos el treinta y uno de diciembre.  Los integrantes de la misma serán  el Presidente,  Vice-Presidente, dos directores (que ejercerán los cargos de Tesorero y Secretario) y tres vocales. Todos deben ser personas hábiles jurídicamente, de comprobada rectitud y honestidad,  con residencia en Venezuela. De fuera de su seno serán designados delegados operativos o enlaces institucionales, con el objeto de cumplir misiones concretas y específicas, como es el caso de la promoción de delegaciones, seccionales,  filiales, agencias   o corresponsalías en otros  lugares.

 

CLAUSULA QUINTA.- Del Presidente

Son deberes, obligaciones y funciones del Presidente:

1.     Ejercer la representación  permanente de la Fundación, ante organismos e instituciones públicas y privadas.

2.     Ejercer  la representación en los casos judiciales y extrajudiciales, previa aprobación de la Junta Directiva.

3.     Presidir las reuniones  de la Junta Directiva

4.     Firmar conjuntamente con el Secretario las convocatorias a reunión.

5.     Suscribir con el  Tesorero las erogaciones y pagos que se realicen.

6.     Suscribir con el Tesorero los informes de contaduría, finiquitos anuales, avalúos, estados de cuenta e inventarios  de bienes muebles e inmuebles.

7.     Fungir como Jefe de Personal o Recursos Humanos, suscribir contratos de personal,  cancelar finiquitos de prestaciones sociales y otros, con previo  acuerdo  de la Junta Directiva.

8.     Cuidar por el recto funcionamiento de la Fundación y resguardar su imagen institucional

 

CLAUSULA SEXTA.-  Del Vice-Presidente

Son deberes, obligaciones y funciones del Vice-Presidente:

1.     Asistir a las reuniones de la Fundación.

2.     Suplir las funciones del Presidente cuando éste no se esté presente y haya sido autorizado por la  Junta Directiva.

3.     Cooperar con el Presidente en el buen desempeño de sus funciones.

4.     Otras  de carácter temporal que le asigne la Junta Directiva.

 

CLAUSULA SEPTIMA.- Del  Director Secretario

Son deberes, obligaciones y funciones del  Secretario:

1.     Suscribir junto al Presidente las convocatorias a reunión.

2.     Asistir al Presidente en la elaboración de las agendas de las reuniones y en el desarrollo  de las mismas.

3.     Redactar las  actas, proponer su aprobación y llevar el libro respectivo.

4.     Recibir la  correspondencia, suscribir constancias de recepción, informar al Presidente o a la Junta Directiva y proponer las respuestas que considere oportunas.

5.     Conservar los archivos, la biblioteca y ejercer la custodia de los bienes muebles.

 

CLAUSULA OCTAVA.-  Del  Director Tesorero

Son deberes, obligaciones y funciones del Tesorero:

1.     Suscribir conjuntamente con el Presidente la apertura de cuentas u otros instrumentos financieros,  previa autorización de  la Junta Directiva.

2.     Ejercer el control de los fondos, informar mensualmente  a la Junta Directiva sobre el balance de las cuentas y proponer el plan anual de gastos.

3.     Acreditar los cheques e instrumentos de pago, firmando de manera conjunta y solidaria con el Presidente.

4.     Mantener al día y custodiar los libros de contabilidad, tanto el de diario como el de mayor, y resguardar los comprobantes de ingresos y egresos.

5.     Elaborar los finiquitos anuales de gestión administrativa y los balances debidamente comprobados que exijan los organismos e instituciones con los cuales se firman convenios de asistencia financiera o  cooperación.

6.     Ejercer sus funciones administrativas en consonancia con las leyes de la República  Bolivariana  de  Venezuela y en resguardo de los compromisos que asuma la fundación con organismos nacionales o del exterior.

7.     Gestionar ante el Servicio  Nacional Integrado  de  Administración Tributaria  (Seniat) las acreditaciones y providencias administrativas que sean necesrias.

8.     Otras que sean fijadas por la Junta  Directiva mediante resolución.

 

CLAUSULA NOVENA.- De los Vocales.

Son deberes, obligaciones y funciones de los Vocales:

1.     Asistir a las reuniones y cooperar en el funcionamiento global de la Junta  Directiva.

2.     Integrar las comisiones especiales u ordinarias que sean creadas.

3.     Intervenir  en las reuniones con los mismos derechos de participación solidaria (voz  y voto) que  los demás miembros  y someter a la consideración propuestas, previo acuerdo del Presidente y Secretario para ser mencionadas  en la respectiva agenda.

4.     Suplir temporalmente las ausencias de cualquiera de los miembros de la Junta Directiva,  previa designación durante reunión en la que se acredite el permiso correspondiente al directivo que faltare.

5.     Otras que sean fijadas por la Junta Directiva  mediante resolución.

 

CLAUSULA DECIMA.-  Del  Régimen Interno.

Las reuniones de la Junta Directiva serán realizadas previa convocatoria, una vez  cada quince dias, el quórum reglamentario para funcionar será  de cuatro directivos, las decisiones se tomarán con mayoría de tres y de ellas deberá haber constancia en el acta respectiva.

No habrá votos autorizados, es decir delegación de un directivo a otro para que vote en una determinada forma.  El voto es personal e indelegable.

Corresponde al  Presidente, y en su defecto al Vice-Presidente, dirigir los debates y éstos estarán siempre sometidos a la agenda previamente elaborada y leída al comienzo.

Todas las propuestas que ameriten una discusión deberán ser previamente informadas a los directivos, a objeto de tener un mejor conocimiento, y no serán aprobadas hasta que no reúnan mayoría de tres votos.

Las abstenciones o votos negativos constarán en el acta con la identificación del directivo que lo haya expuesto y un resumen de sus razones.

Una vez aprobada una propuesta será  admitida por todos los directivos como  un acuerdo  institucional que compromete el nombre de la Fundación y como tal deberá ser tramitada.

Las actas serán aprobadas al comienzo de la reunión siguiente y no se podrá postergar su aprobación, por desacuerdo en un punto concreto.  Deberá ser aprobada o  negada.  Esto  último dará lugar a la redacción de un nuevo texto por parte del  Secretario con los nuevos criterios o detalles que sean expuestos.

Una vez aprobada el acta será registrada en el libro respectivo y recolectadas las firmas de los directivos asistentes.

A las reuniones de la Junta Directiva podrán asistir personas expresamente invitadas para tratar un tema o por razones institucionales. Todo lo cual será registrado en el acta e informado previamente a los directivos asistentes.

 

CLAUSULA DECIMA PRIMERA.-  Carácter ad-honorem de la Junta Directiva

Los miembros de la Junta Directiva actuarán de manera gratuita, sin percibir honorarios por el desempeño de las funciones, pero podrán recibir el pago de viáticos o gastos para cumplir misiones concretas y específicas, previa aprobación de la Junta Directiva.

Cuando las necesidades así lo aconsejen será creada una tabla de viáticos o gastos, de acuerdo a la magnitud y trascendencia de la misión encomendada, en función  de adecuar  la movilización  a las realidades económicas de la Fundación y para evitar daño al patrimonio personal de los directivos.

 

CLAUSULA DECIMA SEGUNDA.-   De los miembros o afiliados

La Fundación Casa Mocotíes (FCM) tambien estará integrada por miembros o afiliados, los cuales se acreditarán mediante carta de solicitud  a la Junta Directiva, poseerán un carnet de identificación, asistirán a las reuniones para las cuales manifiesten interés o sean expresamente convocados, contribuirán con los fines institucionales, podrán integrar comisiones  de trabajo y asumir misiones específicas,  de las cuales presentarán un informe escrito.

 

CLAUSULA DECIMA TERCERA.-  De la Asamblea de miembros o afiliados.

Cuando la  Fundación llegare a tener una cantidad igual o superior  a doscientos miembros o afiliados, debidamente acreditados en el libro de actas y en el libro de ingreso de socios o afiliados,  la Junta Directiva decretará  el funcionamiento de la Asamblea  Anual, con un reglamento específico, en el cual se incluirá como materia  a considerar y aprobar en Plan Anual de Gestión, las cuentas administrativas  de la Junta Directiva y  la renovación  de los cargos directivos, cuando esté vencido el período.

 

CLAUSULA DECIMA CUARTA.- De los contratos y donaciones.

La Fundación podrá  suscribir contratos con organismos gubernamentales o no gubernamentales, fundaciones, instituciones, empresas privadas u otros para  ejecutar  proyectos específicos dirigidos a incrementar sus actividades y programas,  y podrá aceptar donaciones de cualquier tipo, siempre que estén sometidas a las leyes nacionales y no afecten las relaciones soberanas de la República Bolivariana  de Venezuela con los países del mundo.

 

CLAUSULA DECIMA QUINTA.-  No se permiten avales, fianzas, etc.

Los directivos y miembros de la Fundación no podrán utilizar los bienes o cuentas de la institución para constituir avales, fianzas, préstamos, hipotecas o suscribir referencias bancarias, aún cuando se trate de fines sociales, asistenciales o de urgencia, debidamente justificados.

 

CLAUSULA DECIMA SEXTA.-  De la compra de bienes muebles e inmuebles.

La Fundación podrá adquirir mediante operaciones lícitas de compra – venta bienes muebles e inmuebles requeridos para el cumplimiento de sus fines, los cuales serán acreditados jurídicamente a nombre de ella, y de administración y protección es responsable la Junta Directiva,  cuyos miembros deberán informar periódicamente  a los donantes, si los hubiere, del cumplimiento de los fines para los cuales hicieron la donación correspondiente.

En cado  de culminarse el período de vida  de la Fundación, sin ser prolongado, los  bienes deberán ser devueltos a sus donantes y, en ausencia de ellos por desaparición física o disolución legal, serán  donados a una institución de objetivos benéficos vinculada  a los asuntos socio – humanos del  Valle del Mocotíes.

 

CLAUSULA DECIMA SEPTIMA.-   Del Consejo Consultivo.

El Consejo Consultivo de la Fundación será creado durante el segundo año  de existencia, a los fines  de estructurar un cuerpo de asesores y consejeros  que permita la mejor toma de decisiones y la vigilancia del exacto cumplimiento de los fines institucionales.

Este Consejo estará formado por cinco miembros, pertenecientes  a organizaciones, instituciones, clubes, ligas o sociedades plenamente reconocidos y vinculados con los asuntos mocotienses, merideños, andinos y venezolanos, y celebrarán tres reuniones anuales para tratar aspectos propuestos por la Junta Directiva o solicitados  por cualquiera de los miembros del referido Consejo Consultivo.

Para su designación de solicitará  a los organismos  o instituciones previamente seleccionados por la Junta Directiva la designación de un miembro.

Las sesiones  del  Consejo Consultivo serán celebradas con asistencia de la Junta  Directiva de la Fundación, pero en casos especiales sus miembros, los del Consejo Consultivo, podrán realizar  reuniones especiales, de carácter privado  o reservado,  en las cuales solo asistirá el Secretario de la Junta Directiva  a los fines de levantar el acta respectiva.

 

 

CLAUSULA DECIMA OCTAVA.-  Los directivos.

Para la conducción de los destinos de la  Fundación durante el período  (2005 – 2009)  se han designado las siguientes personas:

 

Presidente:                    Luis  Enrique  Bottaro  Lupi      C.I. No.     1.700.879

Vice- Presidente:           Román José Duque Corredor   C.I. No.     2.455.372  

Director  - Secretario:    Nilson H. Guerra  Zambrano     C.I. No.     3.941.998

Vocal:                            Rubén D. Márquez  Hernández C.I. No.     2.286.782


Subir

 

Luis Enrique Bottaro Lupi

 

 Nacido en Tovar (1947). Abogado y escritor. Socio del prestigioso Escritorio de Abogados “Hogan & Lovells” en Caracas, responsable por el Área de Energía. Se graduó de abogado (Cum Laude) en la Universidad de Los Andes (1969). Master en Derecho en la Universidad de Nueva York (1987).  

Ha desarrollado casi toda su carrera como Abogado Corporativo, habiendo alcanzado las posiciones más elevadas en los Departamentos Jurídicos de Maraven, Lagoven y Cantv. Asesor Legal nacional  e internacional en casi todas las materias jurídicas, con énfasis en las áreas de Negociaciones, Contratos, Hidrocarburos, Telecomunicaciones, Arbitraje y otros Medios Alternos de Solución de Disputas, y Derecho Inmobiliario.

Conferencista invitado en Venezuela por diversos organismos y, en el exterior, por la International Bar Association (Asociación Internacional de Abogados), con sede en Londres, y por otras instituciones de varios países. Profesor en Derecho Mercantil y Procesal.

Entre sus publicaciones más recientes podemos mencionar “Curiosidades y Protagonistas de la Historia”,  “El Surrealismo Pesimista” y “Estrellas, vivencias y añoranzas del deporte”.


Subir

Fuentes Gráficas

 

 

 

 

 

 

 

 


Subir

Casa  Mocotíes participó

en Sesquicentenario de Tovar 

Tovar, 19 de abril de 2000. La Fundación Casa Mocotíes apoyó la celebración de los Ciento Cincuenta  años de la creación  de la  Villa Tovar, cuyo programa incluyó una eucaristía y un acto cívico.

Como  elemento divulgativo se editaron dos mil ejemplares de la  revista “Sesquicentenario”, con  el patrocinio de la  Empresa telefónica Movilnet. Los textos  resaltan los elementos historiales de la creación de la nueva denominación que suplantó  a la anterior de Parroquia de Bailadores que databa de 1810.

La misa  de acción de gracias, en la Iglesia de Nuestra Señora  de Regla, fue presidida por  Monseñor Baltazar Porras  Cardozo, Arzobispo Metropolitano de Mérida  y Presidente  de la Conferencia Episcopal  Venezolana.

En el acto  cívico, a manera  de  sesión  de  la  municipalidad, pronunció el discurso de orden el abogado tovareño Ramón Escalante  Ceballos, quien se remontó a los instantes previos  a la creación  de la Villa por parte del Congreso de la  República y remató con detalles de la instalación  de las oficinas cantonales en Tovar.

Un busto del epónimo Martín Tovar Ponte, obra del artista tachirense Raúl Sánchez,  fue develado por las autoridades locales, acompañadas por el Arzobispo Porras y  por el Presidente de Casa Mocotíes Dr. Luis Enrique Bottaro Lupi.

La Fundación Casa Mocotíes  dio  un aporte económico para el pago de la obra escultórica.

 

 

 

El Dr. Escalante Ceballos  pronuncia el discurso de orden el 19 de abril de 2000 en Tovar.

Se observa en primer plano  el busto de Martín Tovar Ponte.

 

 

Subir

Develado Busto de Monseñor Corredor Tancredi

en Santa Cruz de  Mora 

 

 

Santa Cruz de Mora, 28 de mayo de 2005. La  Fundación Casa Mocotíes organizó  aquí actos especiales de exaltación de la personalidad eclesiástica  de Monseñor José Humberto Corredor Tancredi, con motivo de el trigésimo aniversario de su fallecimiento.

Misa oficiada por el Vicario del Arzobispado Monseñor Alfredo Torres Rondón, acompañado del  Párroco  Pbro. Javier Muñoz Ramírez, acto especial, develación de busto realizado por el escultor Iván Ramírez Méndez y almuerzo, hicieron parte  del programa.

En el  acto, presentado  por el Licenciado Nilson Guerra Zambrano, Director de la  Fundación  Casa Mocotíes, intervino el Presidente Luis Enrique Bottaro, pronunció el discurso de orden el Cronista Luis Molina y clausuró, en nombre  de los familiares, el Dr. Román José Duque Corredor, sobrino del homenajeado.

Monseñor Corredor Tancredi  nació el siete de noviembre  de 1906 en Timotes, en el hogar integrado por Claudio Corredor y Ofelia Tancredi. Recibió la ordenación sacerdotal  del  gran pastor andino Monseñor  Acacio Chacón Guerra  en la Iglesia Catedral de Mérida el 15 de agosto de  1929, en la festividad de la Asunción de la Virgen María.

 


Subir

Rodrigo  Rivas: cuatro  décadas en la radio
Viernes 14.10.2005.
 

 La  Fundación Casa  Mocotíes celebró  hoy al mediodía un acto especial de reconocimiento  al locutor  tovareño Rodrigo  Rivas Viloria,  por haber  arribado  a  cuatro décadas como narrador  taurino en emisoras de varios  estados venezolanos, especialmente  en las entidades Táchira y Mérida.
Luis  Enrique Bottaro, Presidente, hizo el elogio de la trayectoria profesional de Rivas, desde  aquellos momentos iniciales  en el redondel taurino  conocido como La  Plazuela,  en el  Barrio  El  Añil de Tovar.
Bottaro  destacó  que “estamos en  presencia del mejor  narrador taurino venezolano en la actualidad, lo que para nosotros en Casa Mocotíes  es un legítimo  orgullo y un deber  como institución comprometida  con la promoción  de los  valores humanos”.
Seguidamente  el Vicepresidente Román J. Duque  Corredor y  el Director Nilson Guerra Zambrano hicieron  entrega  de una plaza de Honor al Mérito, donde se resalta el  exitoso  andar  de Rivas Viloria, no solo en la región  andina venezolana sino también en Zulia, Bolívar, Carabobo y República  de Colombia.
Estuvieron  presentes como invitados  de honor el famoso torero azteca  Juan Silveti Reinoso, llamado   El Tigre”, hijo  del famoso Juan Silveti Mañón “El Tigre  de Guanajuato”,   el director del  Diario “Meridiano”  Víctor José López y  el  torero mexicano Omar Villaseñor,  de Morelia, Michoacàn.
Rodrigo Rivas estuvo acompañado de sus hermanas Rosalba y Yadira, residentes  en la ciudad de Caracas.
 

El Diario  “Meridiano” publicó  hoy una  nota  biográfica  de Rivas Viloria  escrita  por el Licenciado Nilson Guerra Zambrano.

 

Subir


  Rodrigo Rivas
Rodrigo Rivas durante  una  de  sus transmisiones  

desde la Plaza de  Toros de Mérida (Foto de  Rubén Márquez)

 


Subir

CASA MOCOTIES RECONOCE HISTÓRICA TRAYECTORIA
DE LA FAMILIA  TAURINA SILVETI DE  MEXICO

TOVAR, sábado 8 de septiembre de 2007. Día de Nuestra Señora de Regla.


Un cálido homenaje rindió la Fundación Casa Mocotíes a la Familia (Dinastía) Silveti, del Estado de Guanajuato, México, por sus relevantes  aportes  a la fiesta brava en el mundo y particularmente por el éxito logrado por  David Silveti en el ferial  tovareño de 1984.

Una placa de  Honor  al  Mérito en el ruedo  del Coliseo  de  El Llano, recibieron el maestro  Juan Silveti Reinoso y su hijo Alejandro Silveti, entregada por el Director de la  Fundación Casa Mocotíes  Licenciado  Nilson Guerra Zambrano, acompañado del  periodista Darwin Rosales  Altuve y  el pelotero (Twins de Minnesota) Oswaldo Sosa  Guillén.

El momento sirvió  para  escuchar una gran ovación de las  más  de cinco mil personas presentes  en los graderíos  de la única plaza  techada  de  Venezuela, inaugurada  en septiembre  de 1992.

Concluida la corrida de toros, en la  cual  se lidiaron seis toros de  Juan Campolargo, por parte del francés Marc Serrano, el español  Manuel  Escribano (Cuatro orejas y triunfador  de la feria)  y el venezolano Eduardo Valenzuela,  se ofreció una cena  por parte del locutor Rodrigo Rivas  Viloria y la Familia Ferraz Rivas.

Nilson Guerra Zambrano pronunció palabras alusivas a la ocasión y se remontó  a las históricas incidencias del nacimiento del fundador de la  dinastía  Juan Silveti Mañón el dieciocho de marzo de  1893,  a su alternativa en Barcelona  el dieciocho de junio de 1916 y  su confirmación en Madrid, el ocho de abril  de  1917, con padrinazgo de  Rafael Gómez “El Gallo”.

Resaltó  la valentía y hasta temeridad  del viejo Juan, de quien igualmente  recordó que sufrió treinta y dos cornadas,  y  por ello se conoció  también  como  “Juan sin miedo”.

Respondió  Don Juan Silveti para  señalar la alegría que le proporcionó este evento y  afirmar que la afición  tovareña es recordada en su casa  de Salamanca (Guanajuato)  por las buenas presentaciones logradas por sus hijos  David y Alejandro Silveti Barry.

Entre las personalidades presentes  se encontraban  Víctor José López, Director de “Meridiano”, Vicente Lozano  Rivas,  el  embajador Eduardo Soto Álvarez, Antonio y Elena Marquina, Miguel Rondón Nucete  y su esposa Ana Ofelia Guerra, Antonio Arteaga, Darwin Rosales, Joan Rondón, Luz Mary Belandria, Nerio  Ramírez  “El Tovareño”  y Rafael  Orellana.

La  dinastía Silveti se prolongará hacia  una cuarta  generación en la segunda década de este siglo cuando salgan  a la palestra Diego y Eduardo  (Silveti Del Bosque), los hijos  mayores del fallecido  David, quienes deben culminar sus estudios universitarios para luego incursionar  en los ruedos del mundo.


 Juan Silveti y Nilson Guerra Zambrano

El Maestro Juan Silveti Reinoso  recibe la Placa de Honor  de Casa Mocotíes,

entregada por el Licenciado Nilson Guerra Zambrano.  

Aparece el pitcher  de Minnesota  Oswaldo  Sosa  Guillén.
 
 
  Proyectos y Asesorías Comunicacionales C.A.
Fundada el 22 demarzo de 1999

 


Subir

PLACA DE  HONOR A MARIO ROSALES

 

 

El Presidente de la Fundación  Casa  Mocotíes, Luis Enrique Bottaro Lupi, entregó una placa de Honor al Mérito al escritor y periodista Mario Rosales Altuve, por haber cumplido  cuarenta y cinco años de ininterrumpidas labores en beneficio de la cultura  de las comunidades de Rivas  Dávila, Pinto Salinas y Tovar.

Este  acto tuvo lugar el sábado once de septiembre de 2010 en el ruedo de la Plaza de Toros El Coliseo de  El Llano, en Tovar, a las cuatro  de la tarde, con  la presencia de más  de tres mil personas,   que para ese instante ya habían accedido  a los graderíos del coso.

El acreditado locutor  y narrador Rodrigo Rivas Viloria tuvo a su cargo  la presentación del sencillo, pero  muy aplaudido homenaje.

Mario Rosales  Altuve se mantuvo  a lo largo de tres décadas como  subdirector del Semanario “Esfuerzo”, dirigido por Julio  Enrique Mora Mora, el medio local tovareño de mayor duración histórica.

Ha sido colaborador  con crónicas y artículos de opinión en diarios  nacionales y estadales,  productor de programas  de radio y televisión,  conferencista sobre historia local,  asesor  de cientos de trabajos de grado y fue el fundador del Bloque Tovareño de Periodistas.

Se  le reconoce como el  cronista de mayor influencia en el Valle del Mocotíes por el  hecho de haber recopilado gran número de crónicas sobre la vida local, los hechos,  las  instituciones y los personajes.

En  su vasta trayectoria  destaca la publicación de  diez libros. Uno de  ellos  es la biografía  del Alcalde y Gobernador caraqueño Martín Tovar Ponte, uno de los firmantes  del acta  de la independencia de 1811 y epónimo del Municipio tovareño.

Bottaro Lupi   estuvo  acompañado    de los miembros  de la  Comisión Taurina Municipal: Oscar Labrador   Rosales  (Presidente),  Silvio José Peña, José Eduardo Ramírez y Rogelio Méndez  Valero. También hizo  acto de presencia Ramón de Jesús Rosales  Altuve, Vice  Presidente  de la Fundación  Tovar sin fronteras.


Subir

HOMENAJE  A YOLANDA GUERRA HERNÁNDEZ

 

Grupo de  Casa Mocot¡es y Yolanda Guerra                       Román Duque entrega placa  a Yolanda Guerra

      Grupo de Casa Mocotíes y Yolanda Guerra          Román Duque entrega placa a Yolanda Guerra

 

La  Fundación Casa Mocotíes rindió homenaje a la educadora venezolana Yolanda Guerra  Hernández, nacida en Bailadores  (Estado Mérida), entregándole   Placa der  Honor al Mérito,  el  jueves veintiocho  de abril de 2011.

El acto, presidido por Luis  Enrique Bottaro Lupi,  contó con las palabras de orden  a  cargo del Vicepresidente Román J. Duque Corredor y la lectura  del texto  de la placa  a cargo  del  Director   Nilson Guerra  Zambrano.

Duque Corredor destacó los servicios prestados  a la formación de nuevas generaciones de venezolanos, durante tres décadas, tanto  en el  Estado Mérida como en el área metropolitana de  Caracas.

Durante  el  acto se incorporó como nuevo director  de la Fundación  el Ingeniero Rubén Darío Márquez, profesional venezolano egresado  de la Universidad de Los Andes  y con una amplia  hoja de servicios en el sector público y en el privado.

La Profesora Yolanda Guerra  Hernández cursó estudios primarios en el Grupo  Escolar “Tulio Febres Cordero” de Bailadores,  secundaria  y normal en el Colegio  “Santa Rosa  de Lima” de La Grita (Estado Táchira) y bachillerato en el Liceo “Félix Román Duque”  de Tovar.

Se inició ejerciendo la docencia en el Grupo  Escolar “Coronel Antonio Rangel” de Tovar y más   tarde se residenció en Caracas, lo que aprovechó para cursar la carrera  de Sociología en la Universidad  Central  de  Venezuela.

Asistió a numerosos cursos, seminarios, congresos  y formó parte de  equipos de investigación, tanto en el área  educativa como en sociología.

      Entre sus trabajos  realizados  destacan:

1.     El Conocimiento Científico.  1967

2.     Límites  y Niveles de lo sociológico y lo psicosocial. 1968

3.     Urbanización medieval y surgimiento  del capitalismo.  1968

4.     El proceso  de marginalización en Venezuela. 1968

5.     Contenido cultural de algunos diarios y revistas venezolanos.  1969

6.     El desempleo en las zonas marginales.  1969

7.     La  estructura económica y la superestructura -  El impacto de la explotación petrolera.  1969

8.     El proceso de desarrollo  de la producción en el siglo XX. La industrialización: Una industrialización neocolonial”. 1969.

Tesis de grado.  Factores socio económicos de la mortalidad infantil. 1970.


 

En Pueblo Hondo - Táchira

Casa Mocotíes participó en homenaje a Alberto Adriani


28 de Julio de 2011. Una estatua del economista venezolano Alberto Adriani fue develada en la Escuela Nacional que lleva su nombre en Pueblo Hondo, Municipio Jáuregui, del Estado Táchira, durante ceremonia especial.
El acto sirvió para la clausura del año escolar, contó con la presencia de alumnos, padres, madres y representantes y autoridades parroquiales, y fue presidido por la Delegada Permanente de la Fundación Alberto Adriani, abogada Luz Mary Belandria acompañada por el Director del plantel Profesor Tony Lugo.
Una presentación cultural sirvió para mostrar los adelantos del estudiantado y su aptitud para el teatro, canto y baile, lo cual dejó altamente complacida a la concurrencia.
La obra de Adriani, un rostro en bronce, es una creación del escultor tovareño Iván Ramírez Méndez, escultor de vasta trayectoria en la región andina venezolana y con reiteradas exposiciones en Caracas.
Las palabras de orden fueron pronunciadas por la Delegada Belandria ante una concurrencia que superó las quinientas personas. Entre otras cosas dijo:
“Adriani recibió en esta tierra su primer homenaje hace más de siete décadas al crearse esta escuela con su nombre y desde entonces Pueblo Hondo se ha convertido en el primer centro del adrianismo venezolano, con legítimo orgullo y con infinita complacencia”.
“Hoy, esta comunidad con Zea, la tierra natal y El Vigía, cabecera municipal adrianista, constituyen tres lugares donde se reafirma la convicción de que una patria mejor es posible si nos dedicamos al campo, al trabajo, al esfuerzo, al estudio, sin perder el tiempo, tal como lo planteó Alberto Adriani”.
“Es por esa razón que la Fundación Alberto Adriani se ha ocupado, bajo la sabia Presidencia del Dr. Román Duque Corredor, de prestarle mayor interés a estos lugares, poniendo al ilustre venezolano en contacto con el pueblo, con la gente modesta y sencilla, que no solo comparte su ideal, sino que lo practica a diario”.
También la oradora Belandria dijo que la Fundación Adriani contó en esta oportunidad con el apoyo de la Fundación Casa Mocotíes, presidida por el Doctor Luis Enrique Bottaro Lupì, también con ascendientes tachirenses.

 


Subir

Reconocimiento  a Monseñor Márquez  Molina

Duque Corredor y Bottaro Lupi entregan placa a Monseñor Márquez Molina.

Caracas,  18 de  abril  de 2012.  

La Fundación Casa Mocotíes rindió hoy   al  mediodía un cálido reconocimiento  a Monseñor Luis Alfonso Márquez  Molina, Obispo  titular de  Torre  Rotonda y Auxiliar  de Mérida, con motivo  de haber culminado su etapa episcopal  y haber presentado la  renuncia  ante  Su Santidad Benedicto XVI.

El Presidente  de Casa Mocotíes, Luis  Enrique Bottaro,  señaló  que se  trata  del primer  obispo nacido en  Tovar y que la trayectoria de Márquez Molina  es un gran ejemplo  de  servicio a la sociedad venezolana.

Monseñor Márquez nació  en el  barrio  El Corozo de Tovar el 17 de  diciembre  de 1936, estudió  en La Playa,  La  Grita y se formó en Bogotá, siendo  el primer  sacerdote ordenado por el fallecido Arzobispo Monseñor Miguel  Antonio Salas,  de grata memoria, en  1962.

Sirvió  a los arzobispados  de  Maracaibo,  Mérida  y Calabozo, alcanzándola dignidad episcopal  en 2002, al ser consagrado en la Catedral  de Mérida  por Monseñor Baltazar  Porras Cardozo.

A lo  largo de su ejercicio obispal realizó más de cincuenta visitas pastorales  dentro del territorio arzobispal emeritense y  durante  once meses  estuvo encargado  de la Diócesis de El Vigía – San Carlos del Zulia.

Durante  el acto  de reconocimiento,  el Licenciado Nilson Guerra  Zambrano  pronunció  las palabras  de orden, sobre  la trascendencia  de  la gestión  de Márquez Molina,  a lo que respondió el homenajeado con sentidas palabras de  agradecimiento.

El Presidente Bottaro  y el Vicepresidente  Román J. Duque  Corredor hicieron  entrega  de una Plaza de Honor al Mérito Episcopal,  en  presencia del también director de Casa Mocotíes Rubén Márquez  Hernández.

 

            

              Monseñor Luis Alfonso Márquez Molina                             Nilson Guerra Zambrano, Duque Corredor, Monseñor Márquez

                                                                                                          y Luis Bottaro Lupi. (Fotos de Rubén Márquez Hernández).

 


Subir

DEVELADA ESTATUA DE ALBERTO ADRIANI

         

Estatua de Alberto Adriani, obra de Iván Ramírez Méndez,

en la Academia Nacional de Ciencias Económicas. (Foto de Rosana Abreu).
 

Caracas, 13 de junio de 2012.

Una obra escultórica del economista merideño Alberto Adriani (1898 – 1936) realizada por el artista venezolano Iván Ramírez Méndez fue develada hoy al mediodía en el Salón de Reuniones de la Academia Nacional de Ciencias Económicas, en el centro de esta capital.
El acto tuvo lugar con motivo de recordarse el centésimo décimo cuarto aniversario del natalicio del ilustre venezolano, cuyos restos reposan en el Panteón Nacional, nacido en la localidad de Zea el catorce de junio de 1898.
Hicieron la develación los doctores Román J. Duque Corredor, Tomás Enrique Carrillo Batalla y Pola Ortiz, respectivamente Presidente, Presidente Emérito y Vice Presidenta de la Fundación Alberto Adriani.
Duque Corredor pronunció el discurso de orden de orden sobre la vida y obra adrianista, habiendo sido presentado por el Presidente de la Academia Nacional de Ciencias Económicas Doctor Luis Enrique Mata Mollejas, quien es el tesorero de la Fundación Alberto Adriani.

Román J. Duque Corredor, Presidente de la Fundación Alberto Adriani y Vice Presidente

de la Fundación Casa Mocotíes, pronuncia el discurso de orden. (Foto de Rosana Abreu).


La Fundación Casa Mocotíes, presidida por Luis Enrique Bottaro Lupi, hizo una importante donación a la Fundación Alberto Adriani para financiar el costo de la escultura.
Las únicas obras escultóricas dentro de la Academia de Ciencias Económicas son las de Simón Bolívar, el padre de la patria, y del primer economista venezolano Alberto Adriani.

 


Subir